Lo mejor de esta semana

 Original publicado en KZ#36
 

Javi Cuho (Barcelona, 1981) es un escritor y guionista de cómics.
Desde muy pequeño escribir se convirtió en su gran pasión y su afición al mundo del cómic lo llevó a crear sus propios tebeos desde muy temprana edad.
En el año 2005 debutó con el cómic “No Te Esperaba”, al que le han seguido obras como “Víctor & Álex”, “Lost Kingdom”, “Las Horas Perdidas” o “El Esclavo de la Rosa”. Sus trabajos se han publicado en países como España, Italia, Estados Unidos o Canadá.

Vanesa Durán (Van Durán) siempre sintió atracción por el dibujo; licenciada en Bellas Artes, debutó profesionalmente con el cómic titulado "Uno entre un millón" para la editorial Camaleón Ediciones. Poco antes había ganado exaequo el premio de "Mejor Manga" en el I Salón del Manga de Barcelona (1995) y una mención especial en el Primer Concurso de Manga de Norma Editorial (1994). Tras esa primera publicación le siguió la miniserie "Sheol", que quedó inconclusa tras el cierre de la editorial que la publicaba.
En 2002 fundó, junto con otros dibujantes, la revista Itaii Itaii, en la que participó hasta 2010. Entre medias se especializó en ilustración manga colaborando como dibujante en más de una decena de libros (Art of Drawing Manga, Manga Mania, Big Eyes Small Mouth, Cómo Dibujar Manga, etc)

El Esclavo de la Rosa narra las travesuras del conde de la Rosa Negra, quien rapta a jovencitas humildes para un tiempo determinado; los propósitos y lo que les hace, sólo ellas lo saben y se niegan a compartirlo con los demás.
KZ- ¿Cómo nace la colaboración de Javi Cuho y Van Durán? ¿Os conocíais de antes? Con Andrea Jen no os conocisteis hasta el mismo día de la presentación de Las Horas Perdidas, ya que la colaboración fue online.

JC: Conocía a Van Durán como autora desde hacía años, aunque no me la presentaron en persona hasta el año 2002, ya que tenemos amigos en común. Siempre quise trabajar con ella y cuando empecé a trabajar en la base argumental para “El Esclavo de la Rosa” pensé que sería genial contar con su dibujo. Contacté con ella, le gustó la propuesta y empezamos a trabajar juntos.
A Andrea tuve la oportunidad de conocerla en un Expomanga de Madrid, cuando todavía estábamos en pleno proceso creativo de “Las Horas Perdidas”.
Creo que en este tipo de colaboraciones las distancias no son un hándicap insalvable. Siempre que haya buena comunicación todo funciona a las mil maravillas.

KZ- Y hablando de Andrea Jen. La estética manga parece tener mucho peso a la hora de dibujar las obras de Javi, ya que Van Durán, tiene ese trazo identificable con el cómic nipón. ¿Por qué esa preferencia? ¿Qué mangas os gustan?

JC: Me crié leyendo mangas y viendo anime, así que se trata de un referente muy importante en mi manera de plantear un cómic. A pesar de eso leo todo tipo de cómic y he tenido la oportunidad de trabajar con autores que tienen un estilo totalmente alejado de la estética manga (como por ejemplo Ángel Álvarez con quien estoy editando en inglés un cómic llamado “Sandstorm”).
Actualmente me gusta mucho Naoki Urasawa y todos sus trabajos, aunque si hay un mangaka que me ha influenciado ese es el maestro Osamu Tezuka.
VD: En mi caso más que por preferencias es porque el estilo manga le venía muy bien a esta historia. Me recordaba a algunos shojos clásicos de época que me han gustado y quería darle ese mismo aire.
Últimamente lo único que he leído ha sido "La Ventana de Orfeo", pero si he de escoger, mi autor favorito es Tsukasa Hojo ("City Hunter", "Komorebi No Moto De", "F-Compo")

KZ- ¿Qué referencias habéis cogido para el guión del Esclavo de la rosa? ¿Cuál ha sido la parte más difícil y por qué?

JC: Durante el proceso creativo del cómic leí todos los libros y cómics ambientados en aquella época que pude, además de ver un montón de películas. Creo que fue la parte más divertida del proceso. Me preocupaba mucho ser cuidadoso con los detalles históricos que aparecen en la obra y darle la mayor coherencia posible.

KZ- A la hora de diseñar a los personajes, ¿qué o quién os sirve de inspiración?

JC: Si te refieres al diseño “psicológico” del personaje, el proceso de creación no varía mucho al de cualquier otra obra, a pesar de la época histórica en la que está ambientada. Pero en cuanto al diseño gráfico, Van puede daros más detalles.
VD: Después de leer la descripción que me envía Javi, ya tengo una imagen aproximada en mi cabeza del aspecto del personaje. Lo que hago a continuación es abocetar esa idea y buscar por internet personas de carne y hueso que se parezcan físicamente o que me transmitan lo mismo. Por ejemplo, cuando leí la descripción de Magnus, me vino a la cabeza un actor francés llamado Olivier Martinez en la película "El Husar en el tejado". Aparte he visto infinidad de películas y series ambientadas en esa época para documentarme.

KZ- ¿Qué obras y/o artistas os han influenciado (en general, para dedicaros al cómic)?

JC: Como comentaba en otra pregunta, me ha influenciado mucho Osamu Tezuka y toda su obra. De pequeño emitieron en televisión un anime suyo “Umi No Triton” (“El Tritó del Mar” en su versión en catalán) y provocó en mí un enorme impacto. Leo de él todo lo que puedo.
Cuando era un adolescente tuve la oportunidad de leer “Tokyo Babylon” de las CLAMP y también me influenció enormemente en su momento. Es un cómic al que tengo mucho cariño. Posteriormente he recibido influencias de autores como Naoki Urasawa o Satoshi Kon.
VD: Uff... Pues yo leía tebeos de Bruguera allá por mediados de los ochenta y antes de quebrar la editorial en el 86 coleccionaba, entre otras series, Candy Candy. Me gustaba tanto que copiaba los dibujos y creaba mis propias versiones de la historia. Luego en los 90 se empezaron a publicar shonens, autores tan distintos como Masaomi Kanzaki, Hiroyuki Asada o el mismo Tsukasa Hojo. Por aquellos años empecé a publicar con ese mismo estilo más manga y más shonen (Sheol, Uno entre un millón) Con los años he ido sintetizando todo eso y elaborando un estilo, cada vez más personal.

KZ- Si tuvierais que escoger un personaje de la obra, ¿cuál sería y por qué?

JC: Pregunta complicada… La verdad es no podría escoger solo a uno, pero me parece muy interesante la evolución de Ben y de Magnus en las páginas del cómic. Cada uno a su manera se muestran inicialmente de una manera para acabar mutando en algo completamente distinto. Me gusta esa dualidad creíble en los personajes que los convierte, a mi entender, en más humanos.
VD: Magnus o El Conde de la Rosa Negra. Por su atractivo físico (las cosas como son)

KZ- Trabajar dos, puede ser complicado. ¿Es difícil ponerse de acuerdo? ¿Quién tiene más peso en las decisiones?

JC: Como todo, trabajar en equipo tiene su parte positiva y su parte negativa. Personalmente yo me quedo con lo nuevo y con lo mucho que aprendo de los artistas con los que tengo la suerte de trabajar. Creo que siempre es una experiencia que enriquece.
VD: Si ambas personas tienen el mismo fin y se mueven por le mismo interés, no es complicado. Todo se arregla si de base los dos respetan el trabajo del otro. En concreto en "El Esclavo de la Rosa", ambos opinábamos, Javi me comentaba cosas que le chocaban en los dibujos y yo de lo que veía en el guión que no me terminaba de creer... Pero luego la última palabra la teníamos cada uno en lo nuestro.

KZ- Van Durán ha dibujado para el fanzine Itaii Itaii. ¿Qué tal la experiencia en Nowevolution? ¿Podríamos decir que es tu primer trabajo “serio”?

VD: Con Nowevolution ha sido muy cómodo trabajar. No hay presiones y son muy profesionales con lo que hacen. Y no, no ha sido el primer trabajo serio, llevo años publicando cómics e ilustrado libros (antes y después de Itaii Itaii) aunque si tal vez este ha sido en el que me implicado más emocionalmente.

KZ- ¿Qué es más difícil, adaptar el dibujo al guión o viceversa?

VD: El guión siempre va primero, es la columna vertebral del cómic. A la inversa nunca lo he intentado. Salvo que hablemos de diseñar personajes y posteriormente crearles una historia o autores que prefieren escribir los diálogos sobre los dibujos terminados. Ahí, cada persona tiene su método.

KZ- Si tuvierais que darle un consejo a alguien que quisiera empezar un cómic…

JC: Lo único que podría decirle a alguien que tiene algún tipo de inquietud artística ya sea cantar, dibujar o escribir que persevere, que nunca lo deje, y que disfrute de lo que le hace feliz.
VD: Si es la primera vez, que disfrute del proceso de creación y que no se coma la cabeza si no consigue convertirse en su ídolo del cómic y publicar la primera vez que coje un lápiz. Que sea honesto/a consigo mismo/a.
Hace falta mucho trabajo, paciencia y perseverancia durante años para dedicarse a esto y no siempre se triunfa... pero podemos aprender mucho de los fracasos también. Y por último que le preste mucha atención a la historia, no llega sólo con dibujar bonito. Lo ideal es un buen equilibrio entre ambos.

Leave a Reply

Se respetuoso o se borrará tu comentario. Gracias.

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments


Creative Commons License El contenido de este blog está bajo una licencia de Creative Commons
Acorde con la legislación española se informa a todo aquel que haga uso de la página acepta el uso de cookies realizado por la misma. Ley 34/2002, del 11 de julio sobre servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico
- Copyright © Koukyou Zen - Date A Live - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -